Ayúdanos a que su país vuelva a ser su hogar

1,778 personas murieron o desaparecieron en su intento de llegar a a Europa a través del Mediterráneo en 2016, muchos eran niños y niñas.

Hoy, miles de personas siguen huyendo de la guerra, la hambruna y la pobreza, buscando un lugar seguro; viajan en pequeños barcos, lanchas de madera e incluso en botes inflables que difícilmente pueden soportar las agrestes condiciones del mar.

Los refugiados viajan de diversas regiones de África y Medio Oriente, miles de ellos lo hacen desde Siria, donde 11 millones de personas han sido expulsadas de sus hogares.

Ayúdanos a proveerles alimentos, agua potable, un lugar seguro, medicamentos, apoyo psicológico y ayuda para la reconstrucción de sus hogares, escuelas y sistemas de distribución de agua.

Si ya sobrevivieron a una guerra, protejámoslos de un nuevo peligro

Su donacion



 
pago-seguro-STC.jpg