Al patrocinar cambias vidas

Por $10 pesos al día, serás testigo de cómo tu patrocinio transforma la vida de niñas y niños mexicanos.

Una vez recibida tu solicitud de patrocinio, recibirás un paquete de bienvenida con información sobre el programa.

Te contaremos como gracias a tu ayuda, se mejora la calidad de vida de toda una comunidad.

Cuando eres patrocinador, varias vidas cambian: la de los niños y la tuya.

Serás testigo de como tu patrocinio transforma la vida de los niños y niñas que más lo necesitan, a través de cartas, fotos e informes sobre su desarrollo y aprendizaje.

Lourdes

Hola, mi nombre es Lourdes

Años: 7 | Vivo en: Yucatán

Patrocina una niña como yo

Miguel

Hola, mi nombre es Miguel

Años: 6 | Vivo en: Yucatán

Patrocina un niño como yo

Karina

Hola, mi nombre es Karina

Años: 8 | Vivo en: Yucatán

Patrocina una niña como yo

$300 - Mensual

 

CONOCE MÁS ACERCA DE PATROCINIOS

Cada niña y niño merece tener un buen comienzo en su vida las mejores condiciones para un futuro exitoso. No obstante, muchas niñas y niños en México no están teniendo las mismas oportunidades para desarrollar y alcanzar todo su potencial. TÚ tienes el poder de cambiar esta realidad. Patrocinando una educación de calidad, una mejora en su salud y nutrición, además facilitarás la promoción y protección de sus derechos, espacios libres de violencia y la equidad de género en su escuela, su hogar y su comunidad .
En Save the Children estamos comprometidos en llevar a cabo nuestros programas de una manera que sea segura tanto para las niñas y niños a quienes servimos, como para ayudar a proteger a aquellos con los que nuestros patrocinadores y nosotros estamos en contacto. Como agencia humanitaria, creemos que todas las niñas y los niños tienen derecho a vivir libres de temor y de cualquier forma de abuso o explotación. Nuestro deber es crear y mantener un ambiente que tenga como objetivo prevenir estas circunstancias y promover la implementación de nuestra política de seguridad infantil.

Estamos seguros de que nuestros patrocinadores se unirán a nosotros para mantener esta política, de manera que juntos podamos hacer todo lo posible para asegurar que los niños a quienes ayudamos permanezcan seguros. Si bien la gran mayoría de los individuos tienen buenas intenciones, debemos salvaguardarlos de los pocos que no. Estamos seguros de que todos comprenden la necesidad de proteger el bienestar de las niñas y niños que apoyamos.

Gracias por unirse a nosotros en nuestros esfuerzos para mantener a las niñas y niños que apoyamos seguros, respetando nuestra política de seguridad infantil.